Victoria y oración

Pues ya está, señoras y señores. Como decía el ínclito estómago agradecido que trabaja en el Pús y que, pese a llevar vida y media en el país de la piel del toro no tiene ni pajolera idea de castellano, “está todo pescao vendido“. No hay más. Chispúm, que entonaba el Niño Cantor antes de morir en el chiste, atropellado por un camión. “Alea jacta est,” que decía el augusto César. Se ha salvado el match ball de Corne Prat, con un lamentable espectáculo de fútbol y sin apenas poder ocultar el pacto de no agresión entre ambos equipos y el que la tenga más gorda, se salva. No me penséis mal, me refiero a la suerte. Toca ganar al Betis y echar unos Padrenuestros bien echados para que se dé otro resultado que nos deje otro año en la Liga de las Estrellitas…

Roberto Torres pone cara de hacerse daño tras el emparedado de 'perico'. EFE

Roberto Torres pone cara de hacerse daño tras el emparedado de ‘perico’. EFE

Sorprendente, cuanto menos, la alineación de Gracia en el campo del Espanyol. El once rojillo más navarro de los últimos tiempos, con Flaño, Puñal, Oier y Torres de titulares. Casta foral, que es lo que hace falta en este tipo de choques. Aunque sinceramente, sólo con los Promesas se podía haber echado más ganas y pelea, y si no que se lo pregunten al San Juan del bueno de Bebeto. El caso es que no hay más mimbres y con estas hay que lidiar. La misma defensa, Lolo y Patxipu en el centro con Torres y Oier a las alas y Torito junto a Riera. Manda narices…

¿Y el fútbol? Pues eso. En Pamplona, que no en Tajonar. No se jugó a nada. Ni de una parte ni de otra. La tarde comenzó con la salida a por mariposas de Andrés y el 1-0. Con los goles que chillaban los transistores, estábamos en Segunda. El Valladolid ganaba al Almería en un partido loco y los nuestros no demostraban, como en las últimas jornadas, nada de nada. Apatía, correteos por el campo, sin presión ni tensión y los de Aguirre no queriendo hacer sangre. No hay centro del campo, no hay subidas laterales y el peligro llegaba en forma de mosquitos a la meta de Casilla, porque nuestros goleadores…

Roberto Torres hizo un par de intentonas, pero la mejor de la primera parte hasta el empate fue la de Puñal. Siempre Patxipu, agarró un derechazo desde su Huarte natal que estuvo a punto de romper las telas de araña de la escuadra. Y fue el propio Puñal el que, frisando el descanso, colgó una falta lateral que punteo Acuña y puso las tables. Ojito, Acuña. Ahí es nada. El único que le echa ganas y que dentro de un partido agarra las maletas y se larga. ¿No les da rubor a más de uno?

La segunda parte es mejor no comentarla. Ni tan siquiera cuando, a falta de diez minutos y con el Espanyol salvado matemáticamente, se preveía una relajación de los locales que permitiera el 1-2 que nos diera bombona y media de vida. Pero nada. Somos Osasuna y nos va la marcha no podemos dejar que la salvación quede en nuestras manos, que San Fermín y San Francisco Javier tienen callo de echarnos capotes y milagros en estos 14 añicos que llevamos en Primera. ¿Y ahora qué, papi?

Ganar al Betis y rezar. No queda otra. Las posibilidades son muchas, aunque las matemáticas (y la posición en la tabla) nos dé muchas opciones de caernos al pozo de la Segunda División. Osasuna no depende de sí mismo, eso es lo más importante. Pero todo pasa por ganar al Betis y esperar milagritos. Y estos pueden venir de Pucela, de Vallecas o de Almería. Porque Valladolid, Rayito y Athletic Club de Bilbao pueden ser nuestros mejores aliados.

Teniendo en cuenta que le ganamos al Betis (todo lo que no sea ganar es certificar el descenso) pueden darse multitud de opciones. Una victoria del Valladolid sobre el Granada nos basta, ya que bajarían el Betis, el Granada y los de Pucela, que nos igualaría a puntos. Estaría bien una victoria del Rayito de mi cuñado, Toñín, sobre el Getafe. Ganando los rojillos, empatamos a puntos con el Getafe y les superamos en caso de igualdad. Y si ya la chavalería leona de Bilbao se impone al Almería, miel sobre hojuelas. Con goleada, claro, ya que empataríamos con el Almería a puntos y todo dependería del golaverage general. Ahora mismo los andaluces nos ganan por tres goles de diferencia pero claro, perdiendo ellos y ganando nosotros, podríamos equilibrar la balanza.

¿Y los triples o cuádruples empates? Lo siento, que soy de Letras y ahí ya me lío. Hay algún caso en el que nos perjudica, algún otro que nos beneficia. De todos modos, se abre una semana de elucubraciones, calculadoras, dimes, diretes y zarandajas que nos va a dejar locos perdidos. Mi apuesta pasa por la primera de las opciones. Ganamos al Betis y gana el Valladolid. Y nos mantenemos. ¿Y las vuestras? Ante todo y sobre todo, que El Sadar esté a reventar y que el equipo, de una vez por todas, dé la cara que todos tenemos. Porque queremos seguir estando otro añito más en Primera…

¡Hasta la muerte, Forofillo hasta la muerte!

 

Comentarios (3)

(Comentarios cerrados)

 
  • Durango
    12/05/2014 | 10:54

    Jajaja ya no somos el bilbao

     
     
     
  • Miguelito
    12/05/2014 | 22:33

    Ayer preferi ir a dar una vuelta con mi pareja a ver el carrusel deportivo, buff, la verdad es que se me hacia muy cuesta arriba ver otro partido de Osasuna, me duele escribir esto pero es asi y eso que poco tiempo atras no me lo hubiera perdido por nada del mundo. A la vuelta de la vuelta me puse al dia de lo acontecido y celebre mi decision. LO SIENTO, PERO ES LO QUE SIENTO.

     
     
     
  • Dentalbom
    14/05/2014 | 03:20

    Y ahora nos acordamos del Bilbao!