Suicidal Tendencies- How Will I Laugh Tomorrow When I Can’t Even Smile Today? 1988

Suicidal Tendencies es una banda de thrash metal y hardcore punk formado en 1981 en Venice, Los Ángeles.

A veces se les ha situado como uno de los grupos pioneros del crossover thrash aunque la realidad es que en su música pueden apreciarse elementos del thrash metal y del Hardcore Punk.

Hablar de Suicidal Tendencies es hablar de Mike Muir. El padre de la criatura desde inicios de 1980. Mike Muir, nacido el 14 de Marzo de 1963 en Venice (California), pronto empieza a sentirse influenciado por su hermano Jim, integrante de un famoso equipo de Skateboarding, los Z-Boys. Jim además de dedicarse al skate, escucha hard rock y heavy metal.

Logo de la banda

Logo de la banda

Los cimientos de Suicidal Tendencies acaban de construirse… Mike Muir, cantante y líder, formó Suicidal Tendencies en 1980 en Venice Beach junto con Grant Estes(guitarra), Louiche Mayorga (bajista) y Ammery Smith(batería). Rápidamente consiguieron hacerse un nombre en la prolífica escena hardcore californiana de los primeros 80. De hecho sus admiradores eran tantos como sus detractores como se refleja en el dato de que en 1982 los lectores del fanzine Flipside votaron a Suicidal Tendencies como la peor y mejor nueva banda del año.

En 1988 fue el año en que vio la luz su tercer disco, “How Will I Laugh Tomorrow When I Can´t Even Smile Today”, encumbrado por la crítica como uno de sus álbumes más representativos. Además, este tercer trabajo es el  punto de apoyo de una trilogía gloriosa, completada con los siguientes “Lights…Camera…Revolution!” de 1990, y “The Art of Rebellion” del 92, en los que ya contarían con la presencia de Robert Trujillo al bajo.

El carismático Mike Muir

El carismático Mike Muir

Con su pesimista título, el grupo trata de demostrar que a lo mejor el mundo no ese lugar idílico que prometía la América de las oportunidades. Temas de crítica social directa al estómado. Muir y sus cuatro lugartenientes canalizaron a través de diez temas -once en la versión Cd- su decepción hacia un mundo oscuro y gris, en el que “nadie es capaz de pensar por sí mismo”, en el que incluso quienes enarbolan pancartas en busca de un mundo mejor terminan perdiéndose en el ruido de cacerolas y manifestaciones, por encima de la verdadera búsqueda de solución de conflictos.

La entrada de un segundo guitarra con Mike Clark conllevó un sustancial cambio de sonido en la banda que, a su vez, afrontaba su tercera aventura discográfica en su tercer disco. La entrada de Clark permitirá evolucionar a la banda hacia un sonido totalmente propio e inconfundible, teniendo como himno de cabecera de esta época la canción: “Trip at the brain.

A partir de aquí la polémica alrededor de la banda, que nunca les abandonará, volverá a ser intensa llegando a ser un objetivo claro tanto por parte del establishment, como de la policía de California que les acusará tanto de ser el origen de varios suicidios de adolescentes como de dirigir una banda de crimen organizado en L.A. Todo ello provocó una gran reacción por parte de Muir quien rechazaba estas acusaciones y acoso.

La banda en los años 80

La banda en los años 80

 

En definitiva, 50 minutos de intensidad sin límite, durísimas letras sobre paranoia, aislamiento, incomprensión, revueltas, muchos brotes de thrash controlado, cortesía de los guitarristas Rocky George y Mike Clark, espacio para muy buenas melodías, sobre todo en la parte final del disco, y dos auténticos himnos:

Por un lado, el poderosísimo medio tiempo que da título al álbum (“How will I laught tomorrow“), con sus cambios de marcha, y sobre todo ese arrollador “Pledge your Allegiance“, verdadera llamada al asalto, una declaración de la armada Suicidal. El tenebroso riff inicial, y los apoteósicos coros finales, constituyen uno de los momentos más catárticos e impactantes jamás grabados por la banda. El mismo Ice T copiaría el esquema de esta canción para crear en 1992 el concepto de su grupo metálico, Body Count.

Tras muchos años de altibajos, apariciones y desapariciones en el mercado discográfico, Mike Muir mantiene vivos a sus Suicidal Tendencies, sigue actuando en vivo, y su mensaje se mantiene igual de vigente. Un grupo que intenta mantenerse firme en su esencia más allá de las constantes rumores de separación, las idas y venidas, los cambios de formación y el desgaste propio del tiempo.

Acerca de ecos.cinta

Javi Robles Izu. Pamplona
Esta entrada fue publicada en Trash Metal y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *